esta semana...

no hay frames porque si bien estuve (re)viendo algunas películas, no lo hice en mi compu. pero...

leí

a long way down (a.k.a. en picado)

este libro de nick hornby cuenta la historia de cuatro personas muy diferentes que se conocen la noche de año nuevo en el techo de un edificio en londres. todos tienen en común que están ahí con intenciones de suicidarse. obviamente deciden no hacerlo, y cada uno expone sus razones, también muy distintas, y vuelve a su casa con la novedosa diferencia de la incorporación (a veces no grata) de los demás en sus vidas.
personalmente me dejó movilizada como pocos libros lo han hecho. sin dudas el haberlo encontrado en el momento justo lo volvió muy especial.
empecé a leerlo hace dos meses, cuando me sentía sobrecargada de la angustia que había acumulado y aguantado durante el año. dejé el libro porque no podía concentrarme y mucho menos conectarme con el sentido del humor con el que se tocaba el tema.
meses después, mucho cambio y aprendizaje mediante, pude retomarlo y encontrar en la segunda mitad, en cada uno de los personajes, un montón de cosas que yo misma estaba transitando y aprendiendo.
no creo que sea un libro sobre el suicidio, no creo que pueda ayudar a un verdadero suicida, pero es un libro con el que se puede identificar cualquiera que se haya encontrado en algún momento de su vida disconforme con lo que le tocó vivir y consigo mismo. me gusto sobremanera que no muestre soluciones mágicas ni consejos de autoayuda- quien busque eso absténgase- pero si mucha reflexión y sentido del humor.

y al final de todo, por sobre todas las cosas, es una muy buena historia con unos personajes excelentes.

"And maybe for the first time in the last few months, I acknowledged something properly, something I knew had been hiding right down my guts, or at the back of my head -somewhere I could ignore it, anyway. And what I owned up was this: I had wanted to kill myself not because I hated living, but because I loved it. (...) We were up on the roof because we couldn't find a way back to life, and being shut out of it like that... It just fucking destroys you, man."

"You are a musician. It's not just what you did. It's who you are. And I'm not saying  you're going to be a successful musician. I don't even know if you're a good one. It just that I could see that you'd be no use to anyone if you stopped"


mi madre era una mujer hermosa

después de leer persépolis pareciera -quizás me equivoque pero no puedo evitar pensarlo- que karlien de villiers intentó hacer algo del estilo en esta historieta autobiográfica.
pero mientras que marjane satrapi narra con lujo de detalles lo que ocurre políticamente en irán y como todo eso marca el rumbo de la historia personal de la protagonista, en este relato se deduce que la autora se enteraba poco y nada del estado de su país (sudáfrica) y que su familia se dejaba guiar por las opiniones del régimen dominante, y le suceden cosas que inclusive resaltan ese punto de vista. me hubiera gustado leer como llega karlien a cambiar de opinión, ya que solamente un personaje secundario poco agradable parece cuestionar la palabra oficial del gobierno en lo que dura la narración. el hilo conductor de la historia del país queda inconcluso y nunca llega a ser un factor realmente influyente en lo que se cuenta.
además mientras que marjane satrapi habla con maestría de no sentirse en casa en ninguna parte -a mi juicio el tema central de persépolis- karlien se enfoca en contar desordenadamente los problemas de una familia en donde ningún personaje me resultó querible ni mostró ningún tipo de cambio o aprendizaje, más allá de desarrollar enojo y distanciarse entre ellos.
¿no es eso lo que uno espera de cualquier historia?
seguramente la autora se enfocó en contar la realidad, y lo hizo de manera muy linda y fidedigna, pero yo me sentí un poco decepcionada, como quien deja una oreja lista para recibir un secreto y solamente escucha algo que todos saben.

2 comentarios:

  1. Hornby tiene un estilo tan ameno que hace quererlo enseguida, aunque hable de fútbol en tu caso como Fiebre en las gradas... ya ves que las adaptaciones de sus libros en el cine son adorables... salu2....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto. Escribe sin ningún tipo de pretensiones, y divierte. Tengo fiebre en las gradas en mi pila de libros para leer :]

      Eliminar